HomeGroupsTalkZeitgeist
Hide this

Results from Google Books

Click on a thumbnail to go to Google Books.

La vuelta al día by Hipólito G. Navarro
Loading...

La vuelta al día

by Hipólito G. Navarro

MembersReviewsPopularityAverage ratingConversations
113,689,591 (4)None
Recently added byFernandoH

None.

None
Loading...

Sign up for LibraryThing to find out whether you'll like this book.

No current Talk conversations about this book.

Con un prólogo que no tiene desperdicio, "La Vuelta al Día" del escritor Hipólito G. Navarro (Huelva, 1961); no puede comenzar de mejor manera. Nos explica que no le gustan los prólogos, y "Doce años en barbecho", que así lo titula, caramba que bien escrito está . En él, fundamenta los doce años alejado de la publicación y también la estructura del libro.

El humor recorre prácticamente todos los cuentos. Hipólito afirma que lo utiliza como un mecanismo de defensa ante la dura infancia, triste y gris, vivida en pueblecitos de la sierra de Huelva en los años sesenta con su padre emigrante en Alemania. Al regreso a España irá paulatinamente degradándose debido a un marcado alcoholismo (Murió cuando el autor contaba con 16 años).

En ocasiones este humor es disparatado. La ironía también está muy presente en muchos cuentos. Le gusta a su vez investigar con las estructuras. Se declara enamorado del jazz y la influencia se observa en su manera de escribir de forma improvisada.

El libro de cuentos lo divide Hipólito en cinco partes:

1) Ángeles de la guarda
Son homenajes a personas de la infancia y adolescencia de Hipólito que le inculcaron el amor a la literatura, la música, el arte.
Recuerdos de la niñez en "El infierno portátil (Una accidentada iniciación a la lectura)":
"En el pueblo donde transcurrió mi infancia había, por lo menos, un convento.
Que recuerde ahora, moraban en él monjas muy simples, del montón, de esas que tienen muy buena mano para la repostería."

En la fragua de su abuelo hay una escena donde se aprecia la aplicación metanarrativa como recurso: reciben la visita de dos monjas, una sorda que habla con el abuelo en primer termino y otra medio deficiente que observa al chaval teniendo más importancia en la narración esta escena secundaria:
"–Maestro, a ver si se deja caer hoy con algo, para variar –requería la sorda.
Mi abuelo, para dar pábulo a la inminente trifulca, soltando el destajador y la barra de hierro candente, respondía:
–Vaya, hermana, ustedes siempre de paseo, así diluvie. Pues esa arpillera empapada debe de pesar lo suyo, ¿eh?
Y a partir de ahí se enzarzaban.
Esa gresca permitía entonces, como digo, que aquella monja medio tarada y yo nos vigiláramos mutuamente de forma torpe, silenciosa, no tan de soslayo como a mí al menos me hubiera gustado aparentar."

Recuerdos de Adolescencia:
En el cuento "La nota azul" con chascarrillo final, se cruzan la música de Chopin y la relación de su amante George Sand, con Manolo Cañado (amigo del autor) y Pink Floyd:
"Pero en 1970, ese año bisagra, Cañado tiene además un tocadiscos, aparato raro en un mundo todavía antiguo, casi de galena, y una invitación a escuchar el disco que acaban de publicar unos tipos peludos que se hacen llamar Fluido Rosa, según se medio traduce literalmente del inglés."

Relato anecdótico ante el temor al primer vuelo en avión en "Nahir, el autor inminente y el localizador (Una ceremonia de iniciación, con brevísima antología de mensajes)". Nahir Gutiérrez era la Jefa de Prensa de Seix Barral y le quitó el miedo a volar en avión:
"Si este Mahoma no ha subido jamás a un aparato de puro miedo, atenazado por un estúpido terror ancestral, ya va siendo hora de cambiar esa suerte."

2) En el fondo de la memoria
Relatos muy antiguos que Hipólito ha ido escribiendo y reescribiendo que tratan de la alegría y la felicidad y en aquel entonces le aconsejaron no publicarlos. Ahora ven la luz:

"Ligamentos" Cuento muy divertido, de enamoramientos. Está dedicado a su compañera Juanina Jaguen. "Poli" va a acompañar al campo a una encantadora amiga de su prima, pero tiene la pierna escayolada:
"–Me voy contigo –le dije–, total, esto ya casi no me duele.
¡Y una leche! No me dolía tirado en el sofá con la pierna en alto sobre una pila de almohadones, escuchando música, con mi botellita de agua al lado, mi montaña de tebeos y dos paquetes de Ducados salvadores, así no me dolía, pero cuando miré atrás y comprobé que el pueblo apenas se diferenciaba ya en medio del paisaje y que por delante florecía un vasto territorio cuajado de peñascos, la hinchazón del tobillo empecé a sentirla dando al yeso unos bocados verdaderamente tercos, muy poco metafóricos ellos."


"Las estampas del timo". Estrambótico relato sobre amores en la Facultad:
"Me acuerdo de los poemas de moscas de Antonio Machado. Y también de los de la lluvia mientras los muchachos atendemos en clase. Llueve, detrás de los cristales llueve y llueve. Por diferentes asociaciones me llega también una variación de un poema de Neruda, puedo escribir los versos más tristes en esta clase, sin atender a nada, escribir por ejemplo que esto hay que arreglarlo de una vez como sea, antes de que cometa un disparate gordo."

"Verruga Sánchez" , pleno de ironía y humor disparatado:
«¡Leónides! –le digo, subiendo un poco la voz–, ¡si no vienes me voy sola, no te espero más, que lo sepas! Esto es ridículo, León. Menuda tontería. No eras tan importante como suponías. Bueno, ¿y qué? Nadie es imprescindible. Ni siquiera yo para ti o tú para mí, si te pones a pensarlo. Además, maldita sea, León, mírame: ¿no te reconozco yo?, ¿no tienes suficiente con eso? Leónides Mendiluce, Leónides S. Mendiluce, con la “ese punto” en medio, ¿ves cómo me acuerdo?».

"En el fondo de la memoria" soberbio obsesivo relato con sorpresa y giro final.

3) Los artistas cautivos
Relatos que conformaron una novela y ahora vuelven a su condición independiente de relato.

"Los artistas cautivos". Relato de la charla de un pintor y un etnólogo, donde "Poli" vierte reflexiones sobre la creación artística:
"cada artista se nutre como puede de su vida, de sus propias experiencias, de las que tuvo y de las que no, de las que le hubiese gustado ser testigo o personaje principal. Es más difícil de lo que parece sacar argumentos completamente limpios, imaginarios tan solo, que no le rocen a uno siquiera de costado. El oficio a la postre solo sirve para disimular un poco y que no se descubra tan a las claras la autobiografía."
La joya de cuento, "Tantas veces huérfano", la metanarrativa tiene lugar otra vez, ante la presencia de un anciano en la Residencia y su evasión de la realidad, con tristes recuerdos del pasado:
"El asunto es que quedarse huérfano tantas veces por culpa del recuerdo le tiene ya prácticamente encallecido el corazón, sustraído por completo de la angustia, de tal manera que puede planear sobre aquella noche trágica de la llegada de la luz sin sufrir en demasía."

Hipolito se muestra transgresor: "La Rifa" comienza de la misma manera que el anterior cuento, palabra por palabra.

4) Cuidado con quién se junta
Encargos que no hubiesen existido de no juntarse con esas personas que se lo pidieron. A mi parecer, son los cuentos más impersonales.
El que destaco en este grupo es el cuento erótico con un toque gamberro: "Los otros Tiresias y Clariclea (Variaciones pornoeróticas sobre una obsesión astriciliana)"

5) La vuelta al día (Texticulario íntimo para incondicionales)
El homenaje a Julio Cortázar: "La vuelta al día en ochenta mundos". La vuelta de Hipólito, como él bien dice, es más modesta y tiene menos mundos: veintiuno, para ser más exactos. Mezcla cuentos joviales con otros más íntimos.

En "Una infidelidad: puntos de fuga, coordenadas": hay un descacharrante texto de una niña creando una versión del cuento de "Caperucita" de la manera más original para la maestra y lo escribe del revés :
"Aunque quizá sea mejor mostrar a la maestra una versión resumida, «¡Talibuea, talibuea, qué joso tan desgran nestie, qué jasreo tan desgran nestie, qué cabo tan masídigran nestie!», que llegue enseguida al final de la redacción, antes de que se canse o se pierda del todo, antes de que se enfade con ella definitivamente, rínloco, doraloco, este tocuen… Agotada de ordenar tantísima sílaba vuelta del revés, levanta la vista del cuaderno...".

En La vuelta al día hay recuerdos agridulces de veranos y el inevitable paso del tiempo:
"Nosotros disfrutamos entonces del airecillo en el balcón, noctámbulos perdidos. Nos divierte contemplar ese ajetreo de los muchachos, y de a ratos nos sorprenden también los derroteros que esa observación impone a nuestra charla. Empezamos a comprender: es la nuestra una ocupación de viejos, de gente que queda ya más cerca de ser mero espectador del mundo que de la que va a cambiar de una vez por todas los errores de bulto de ese mundo."

El último cuento, "La poda y la tala de los árboles frutales", es el más tierno y doloroso, atravesado por la evocación de su padre y su inherente alcoholismo:
"«Los libros son muy importantes, hijo mío; un libro es la cosa más importante del mundo, por lo menos eso apréndelo bien». Que recuerde ahora, mi padre no fue nunca hombre dado a máximas y consejos. Él fue más que nada un hombre dado al alcohol, regalado al alcohol, en sus variantes más primitivas del vino blanco barato y el coñac de garrafa. Verdadero artista de su oficio, alimentó una sola y hermosa borrachera durante años y años."

Mención especial merece la excelente portada, en sintonía con el último cuento.

Sello editorial: Páginas de Espuma
Colección: Voces / Literatura
( )
  FernandoH | Dec 11, 2016 |
no reviews | add a review
You must log in to edit Common Knowledge data.
For more help see the Common Knowledge help page.
Series (with order)
Canonical title
Original title
Alternative titles
Original publication date
People/Characters
Important places
Important events
Related movies
Awards and honors
Epigraph
Dedication
First words
Quotations
Last words
Disambiguation notice
Publisher's editors
Blurbers
Publisher series
Original language

References to this work on external resources.

Wikipedia in English

None

Book description
Haiku summary

No descriptions found.

No library descriptions found.

Quick Links

Swap Ebooks Audio

Popular covers

Rating

Average: (4)
0.5
1
1.5
2
2.5
3
3.5
4 1
4.5
5

Is this you?

Become a LibraryThing Author.

 

About | Contact | Privacy/Terms | Help/FAQs | Blog | Store | APIs | TinyCat | Legacy Libraries | Early Reviewers | Common Knowledge | 120,858,167 books! | Top bar: Always visible